RadiologyInfo.org/sp/

Demencia

La demencia constituye un grupo de síntomas que indican que la función del cerebro ha sido dañada. La condición se caracteriza por un deterioro del habla, del aprendizaje y/o de la memoria lo suficientemente grave como para interferir con las funciones diarias y la independencia.

El diagnóstico de la demencia se hace mediante una variedad de pruebas para excluir otras condiciones que tienen tratamiento, y podría incluir exámenes físicos y neurológicos como así también pruebas cognitivas. Algunas demencias son incurables, mientras que la progresión de otras demencias se puede retrasar, como así también revertir con tratamiento.

En qué consiste la demencia

La demencia constituye un grupo de síntomas que indican que la función del cerebro ha sido dañada, generalmente por una enfermedad o una lesión. Se caracteriza por un deterioro en una o más áreas de la actividad mental consciente (tales como el habla, el aprendizaje y la memoria) lo suficientemente grave como para interferir con las funciones diarias y la independencia. Los síntomas pueden incluir:

  • pérdida de la memoria
  • problemas con el habla
  • incapacidad para concentrarse
  • depresión
  • dificultad con las actividades diarias de rutina, tales como comer o vestirse
  • dificultad controlando las emociones
  • cambios en la personalidad
  • excitación

La demencia afecta aproximadamente a 47,5 millones de personas en todo el mundo, y se espera que este número aumente significativamente a medida que la población envejece.

Varios tipos diferentes de enfermedades pueden causar demencia. La enfermedad de Alzheimer es la causa principal, representando entre la mitad y los dos tercios de los casos. La segunda causa más importante es la demencia vascular, también conocida como deterioro cognitivo vascular (DCV), que generalmente ocurre luego de un derrame cerebral cuando el flujo hacia ciertas áreas del cerebro queda bloqueado. La demencia mixta, en la que la persona tiene más de un tipo de demencia, se encuentra generalmente en las personas más

Forma en que se diagnostica y evalúa la demencia

El diagnóstico de la demencia utiliza una serie de pruebas para descartar otras condiciones que tienen tratamiento tales como la depresión, la deficiencia de vitamina B12, la hidrocefalia y el hipotiroidismo. Exámenes físicos y neurológicos y pruebas cognitivas generalmente forman parte de este análisis.

La toma de imágenes del cerebro es un complemento útil de las pruebas de laboratorio para poder descartar otras condiciones que tienen tratamiento tales como un tumor cerebral. Su médico podría ordenar uno de las siguientes exámenes por imágenes:

La RMN de la cabeza utiliza un poderoso campo magnético, pulsos de radiofrecuencia y una computadora para producir imágenes detalladas del cerebro, para detectar anormalidades cerebrales y diagnosticar enfermedades del cerebro. A veces se inyecta un material de contraste en la vena del brazo para mejorar las imágenes. La RMN de la cabeza también revela si ha ocurrido un derrame cerebral recientemente. Consulte la página de Seguridad para más información sobre los procedimientos de RMN. En muchos casos, el médico podría ordenar una segunda RMN para evaluar los cambios que han ocurrido en el intervalo.

La resonancia magnética nuclear funcional del cerebro (RMNf) utiliza las imágenes por RMN para medir los diminutos cambios metabólicos que suceden en una parte activa del cerebro. La RMNf se utiliza para ayudar a evaluar cómo ha sido afectada la función del cerebro por un derrame cerebral, un trauma o una enfermedad degenerativa tal como la enfermedad de Alzheimer.

La TAC de la cabeza que combina equipos especiales de rayos X con computadoras sofisticadas para producir múltiples imágenes o fotografías del interior del cuerpo. La TAC puede detectar atrofia relacionada con la demencia y proporcionar información detallada sobre lesiones en la cabeza, derrame cerebral, y otras enfermedades cerebrales. A veces se inyecta un material de contraste en la vena del brazo para mejorar las imágenes. Consulte la página de Seguridad para más información sobre la TAC.

La PET es un examen de diagnóstico que utiliza una pequeña cantidad de material radioactivo (llamada radiosonda) para ayudar a diagnosticar y determinar la gravedad de una variedad de enfermedades. Un examen combinado de PET/TAC combina imágenes de una PET y de una TAC para brindar detalles sobre la anatomía (exploración por TAC) y la función (exploración por PET) del cerebro. Existe una forma especial de PET que puede ayudar a identificar aglomeraciones anormales de proteínas asociadas con la enfermedad de Alzheimer.

La punción lumbar, también conocida como punción espinal, es una prueba de diagnóstico que utiliza una aguja para sacar una pequeña cantidad de líquido cefalorraquídeo (el líquido que rodea el cerebro y la médula espinal). Las investigaciones sugieren que las personas con la enfermedad de Alzheimer en etapas iniciales podrían tener aglomeraciones anormales de proteínas en el líquido cefalorraquídeo.

Si los neurólogos sospechan que es una demencia tratable llamada hidrocefalia normotensiva (NPH, por sus siglas en inglés), podrían ordenar una prueba llamada cisternografía radioisotópica. En esta prueba se inyecta una radiosonda adentro del líquido cefalorraquídeo vía punción lumbar. El perfil de distribución de esta sonda en el cerebro a lo largo del tiempo ayuda a diagnosticar la hidrocefalia normotensiva.

Forma en que se trata la demencia

A pesar de que no existe cura para algunas formas de demencia, la progresión de algunos tipos de demencia se puede retrasar, o incluso revertir, con tratamiento. Las opciones incluyen:

  • Tratar la causa de demencia cuando es una causa que se puede tratar: esto incluye tratamientos hormonales para el hipotiroidismo, el tratamiento de la hidrocefalia con derivaciones (shunting), la evacuación de acumulaciones subdurales, etc.
  • Los inhibidores de la colinesterasa, un tipo de medicamento que puede disminuir la progresión de la enfermedad de Alzheimer ayudando a las personas a mejorar la atención y la memoria de trabajo.
  • Los medicamentos para controlar la presión arterial, el colesterol, los triglicéridos, la diabetes, y los problemas con coágulos sanguíneos.
  • Los procedimientos para mejorar el flujo sanguíneo hacia el cerebro, tales como la endarterectomía carotídea o la angioplastia y stent vascular.
  • Las modificaciones en el estilo de vida, tales como el seguir una dieta sana y agregar un programa de actividad física, dejando de fumar y dejando o disminuyendo el consumo de alcohol.

Esta página fue repasada en 2016-04-08

Imágenes

Ver ampliación y subtítulo

Acerca de este sitio

RadiologyInfo.org es producido por:

Por favor note que

RadiologyInfo.org no es un centro médico. Por favor contacte a su médico si tiene preguntas específicamente médicas o para obtener referencias de un radiólogo u otro médico. Para encontrar un servicio de imágenes médicas o de oncología radioterápica en su comunidad, puede buscar en la base de datos de servicios acreditados por el ACR (American College of Radiology).

Esta página web no brinda información sobre precios. El costo de los exámenes médicos por imágenes, tratamientos y procedimientos específicos puede variar de acuerdo a la región geográfica. Hable con su médico, con los empleados del centro médico y/o con su compañía de seguro médico sobre los costos asociados con el procedimiento prescrito para entender mejor los posibles gastos en los que incurrirá.

Proceso de revisión de página web: Este procedimiento es revisado por un médico con experiencia en el área presentada, y luego es revisado otra vez por comités de la American College of Radiology (ACR) y de la Radiological Society of North America (RSNA), organismos compuestos por médicos expertos en diversas especialidades de radiología.

Enlaces exteriores: RadiologyInfo.org proporciona enlaces a sitios web relevantes para comodidad de nuestros usuarios. RadiologyInfo.org, ACR, y RSNA no son responsables por el contenido de las páginas web encontradas mediante estos enlaces.